08
dic
2015
Año sabático
Empieza a dar la sensación de que hay quien está empeñado en que Fernando Alonso se tome un año sabático al menos desde que finalizó la temporada 2007.

Parece como si desde que el asturiano logró su segundo título mundial alguno se empecinase en jubilar anticipadamente al por entonces y también ahora piloto de Mclaren por razones desconocidas.

Ya en 2014 cuando se anunció que Vettel dejaba Red Bull, todos sabían aun sin ser oficial, que su destino era Ferrari y que por lo tanto el que iba a salir de la Scuderia era Alonso. ¿Pero hacia donde? "Tengo la suerte de poder decidir dónde voy y cuando quiero ir", dijo Alonso por aquel entonces, lo que desató diversas teorías, entre ellas de nuevo la del año sabático, bien para esperar como se desarrollaba el proyecto Mclaren-Honda o bien para esperar una vacante en el equipo Mercedes. Es tal la obsesión de algunos con esto que da miedo echar la vista más atrás no sea que encontremos incluso en su época de karting a alguien que sugiriese lo mismo.

En el último GP de 2015 ha vuelto a surgir este tema. Nada nuevo bajo el Sol. Ron Dennis se mostraba "abierto de mente a cualquier cosa, y entre estas ideas hay varios tipos de consideración, como años sabáticos. Sabemos dónde estaremos en la próxima temporada, vamos en la dirección adecuada". Esto fue la chispa, por que otro que ayudo a avivar el fuego fue Mark Webber diciendo que piensa "que es una bomba de relojería. Probará dos o tres días el coche (de 2016)... Creo que tomará una decisión entonces y puede estar un año fuera".

Fernando Alonso al bajarse del Mclaren tras ser eliminado por enésima vez en la Q1 fue preguntado al respecto. Se confesó desconcertado por el comentario de Ron Dennis y añadió que "Estaré, estaré. Pienso que cuando habla (Ron Dennis), es una oportunidad de oro para preguntarle y no sé a qué se referiría", en clara referencia a los que siempre le hacen preguntas sobre lo que otras personas dicen y ante las cuales no tiene respuesta porque obviamente no sabe lo que pasa por sus cabezas. Alonso dejó claro también que descartaba que estos comentarios tuviesen como objetivo presionarle para que se esfuerce más: "Si quiere presionar a alguien, estoy seguro de que no es a mí; y si es a alguien, tiene que ser a Honda para que hagan un buen trabajo durante todo el invierno", manifestó el asturiano en un claro "¡Zas! ¡En toda la boca!" marcando ya el territorio de cara a 2016.

Sin embargo, Alonso admitió haber discutido tal idea con Ron Dennis, pero hace cuatro o cinco meses: "Hablamos de muchas ideas, ideas locas con Dennis, pero no a estas alturas del año. Estamos centrados en el próximo año y nos sentimos más positivos que hace tres o cuatro meses con el ritmo del coche. Así que es algo de lo que no hablamos desde hace ya cuatro o cinco meses". Aprovechó también para contradecir a su amigo Mark Webber desechando la idea de que los test de pretemporada sean claves en su decisión: "Tengo un contrato para los próximos dos años y mi intención es pilotar. Parece muy fácil ir a un test y pensar lo competitivo que vas a ser y cómo va a ser la temporada, pero es imposible. En el primer test, si somos segundos o novenos no va a cambiar mi enfoque o mi intención de ganar esa temporada. Sólo es un test. Si fuera tan determinante, habría tomado sabático este 2015, pero continué pilotando, luchando y empujando el coche cuesta arriba para ir al pitlane"

En esta vida no se puede estar seguro de nada al 100%. Fernando Alonso lo sabe y de hecho afirmó que: "No puedo asegurar nada al 100%. No puedo decir que mañana cenaré ya que ¡no sé si tendré hambre! Vamos a ver cómo va el próximo año pero no está en mis planes no pilotar", zanjando el tema de manera ¿definitiva? : "Mi intención y mi objetivo es pilotar el próximo año y ganar o al menos ser competitivo."

Aun así y con todas estas declaraciones por parte del asturiano parece flotar en el ambiente cierto recelo al respecto. Seguramente lo hace alimentado por los años en los que pilotó para Ferrari, durante los que también dijo que cumpliría su contrato e incluso aseguró que se retiraría pilotando para los de Maranello. Incluso mirando más atrás, precedentes como su primera estancia en Mclaren y como terminó todo aquello.

Recelos estos que ni siquiera con las aclaraciones que Ron Dennis ofreció a Martin Brundle en una entrevista para la cadena de televisión Sky el domingo de Gran Premio parecen haber desaparecido del todo. Tras ser preguntado por la solución de los problemas de este año y posibles mejoras de rendimiento de cara a 2016, la siguiente cuestión fue: "¿Esto tranquilizará a Alonso? ¿Lo quieres en el coche? ¿Quiere él estar en ese coche?", a lo que Dennis respondió que "Fernando estará en el equipo el año que viene. Lo dijo a todo el mundo ayer. Alguien me preguntó si era posible un año sabático, hablamos de que podía ser una opción, pero los mismos periodistas olvidaron que dije al final de la misma que Fernando y Jenson estarán pilotando para Mclaren el año que viene", añadiendo al final en una clara reprimenda a la prensa."Pero esa fue la noticia, cuando en realidad dejé explícitamente claro ayer, al igual que ahora, que los dos pilotos para el año que viene son Jenson y Fernando."

Mientras tanto, Fernando que tanto por su edad y los años que lleva arrastrando su trasero apenas separado escasos milímetros por una fina capa de fibra de carbono del asfalto de los circuitos de medio mundo, ya está más "de vuelta" que de "ida" de todo, sabedor que le queda poco que perder y tal vez (espero equivocarme) mucho menos que ganar, sigue mostrándose aparentemente feliz y suelta "perlas" como las declaraciones que hizo al ser preguntado por su sanción al finalizar el GP de Abu Dhabi 2015. Tras asegurar no entender por qué se le sancionó a él tras ser tocado por detrás previamente por Nasr dejándolo sin posibilidad de controlar su monoplaza, el cual según su "team radio" llegó a estar con las cuatro ruedas en el aire, para colisionar a continuación con Maldonado, se arrancó por soleares y dijo esto:

"Son cosas de la FIA. Hoy vemos las gradas medio vacías en este circuito y en casi todos. Hay campeonatos que nos están adelantando por la derecha como el WEC o MotoGP y luego buscamos que los coches metan más ruido, pero creo que hay que tener un poco de sentido común."

Quizá sea por respuestas como esta, con las cuales Alonso se permite el lujo de salirse por la tangente porque se lo ha ganado y que poco o nada tienen que ver con la pregunta que se le hizo, pero con las que no da "puntada sin hilo" y en las que para muchos, aunque jamás lo admitan públicamente, tiene gran parte de razón. Quizá sea porque el de Oviedo sigue mostrándose seguro, determinado y sonriente por la creencia firme de que está en el sitio adecuado. Tal vez tenga que ver que en cada ocasión que aparece ante los medios o se le ve paseando por el paddock camino de algún sitio sigue dando vestigios ser feliz.

Pudiera ser porque de cuando en cuando, le quita el sustento a esos medios que se empeñan en inyectar temores acerca de su futuro desmintiéndolos. Medios que bien a causa de lo aburrido del gran premio de turno o lo previsible de la temporada, parecen tener poco sobre lo que hablar o escribir y buscan cualquier cosa que les permita llenar unas líneas, porque de otra forma pasarían más hambre que un caníbal en viernes santo.

A lo mejor se debe a que Fernando Alonso, ese piloto del cual Bernie Ecclestone hace unos años decía que "tan poco hace por la Fórmula 1" y que lleva tristemente "arrastrándose" a lomos de un "GP2" durante toda la temporada, es el escogido por el mandamás de la Fórmula 1 para agarrarlo del brazo cual abuelito orgulloso de su nieto y pasearlo ante las cámaras de la FOM mientras lo va presentando a altos dignatarios árabes y jeques varios durante la formación de la parrilla de salida cuando la lógica te diría que sería más normal escoger a Lewis Hamilton, vigente campeón o a Sebastian Vettel, lo cual que indica que el asturiano pese a que hace casi diez años que fue campeón por última vez, que hace demasiado que no gana un gran premio o sube al podio, todavía "pinta algo" que algunos con más títulos o mejores cifras no logran, y eso duele a muchos.

Quizá sea que a algunos todavía les puede el temor de que en los años que le queden en esta competición llegué a disponer de un monoplaza medianamente competitivo con el que quizá, por qué no, pelear por el título.

Quizá sea por uno de estos motivos, por una combinación de varios o tal vez por todos juntos, que hay quien se empeña desde hace tiempo en jubilar anticipadamente al piloto asturiano.

Saludos.

Javi C.

comment-wrapper.tpl.php

Publicidad