Kvyat entiende mejor la Fórmula 1 tras los problemas de 2015

Ha modificado algunos aspectos de su conducción y se ha reencontrado con su mejor versión

El piloto de Red Bull, Daniil Kvyat, ha dicho que los problemas con Red Bull en 2015 le han hecho entender mucho mejor cada aspecto que rodea a la Fórmula 1. El ruso sufrió para adaptarse al equipo austríaco tras dar el salto después de un año en Toro Rosso pero fue ahí cuando comprendió que tenía que cambiar su enfoque y, desde el Gran Premio de Mónaco, ofreció todo su repertorio para acabar por delante de su compañero en la clasificación general.
Por Andrés Méndez
© Sutton - Daniil Kvyat en Spa-Francorchamps con el RB11

Daniil Kvyat ha confesado que ahora tiene un mayor entendimiento de cada aspecto que rodea a la Fórmula 1 tras un 2015 en el que le ha costado ser constante.

Tras un sólido debut en la categoría en 2015, la marcha de Sebastian Vettel a Ferrari propició que el joven ruso ascendiese a RedBull antes de lo esperado y corriese con ellos la temporada pasada.

El buen año de Red Bull en 2014 pese al dominio de Mercedes, con tres victorias y nueve podios, hacían presagiar una temporada similar para ellos en 2015 y, por tanto, un buen año de debut en el equipo para Kvyat.

Sin embargo, los problemas llegaron y esto, sumado a la necesaria adaptación, dejaron claro al ruso que sería un año más difícil de lo esperado.

"Tuve que dejar atrás todo tipo de expectativas, con momentos en los que he tenido que reenfocar la situación. Los ajustes mentales son siempre difíciles", ha señalado.

"Solo tenía que olvidarme de las posiciones finales y centrarme solo en la conducción. Eso fue todo. Resultó ser un método útil y eficiente. Desde Mónaco hubo muchas más carreras positivas y una comprensión mucho mejor del coche. Sin embargo, yo no diría que fue perfecto, pero al menos podría decir que tuve una comprensión mucho mejor de todo", ha añadido.

Los problemas entre el equipo austríaco y Renault no le ayudaron a adaptarse y no fue hasta la carrera en Monte Carlos, cuando su continuidad ya estaba en duda, cuando comenzó a encontrar su mejor versión hasta el punto de acabar superando a su compañero Daniel Ricciardo en la clasificación general.

"Al final de mi temporada de rookie no hubo errores", ha dicho Kvyat a Autosport. "Pero a veces ocurren. Todo piloto comete errores y, obviamente, tuve un accidente en Japón y Austin, aunque fueron circunstanciales. No hay nada que pudiese haber hecho. Tienes que continuar, no puedes pensar demasiado en ello", ha proseguido.

"Sobre Austin, tengo más recuerdos positivos de la primera mitad de carrera que de la segunda, así que obviamente guardaré las emociones positivas más que las negativas.A parte de esas dos carreras, no podría decir que hubiese cometido muchos más errores. Fue una temporada de altibajos y, cuando por fin te encuentras en mitad del grupo, es difícil ser constante", ha concluido.

Queremos saber tu opinión