Silverstone ya no tiene tanta prisa por encontrar comprador

El registro de beneficios en 2015 les hace colocarse en mejor posición para negociar

Silverstone atravesaba tiempos difíciles en 2013, tanto que hasta se plantearon vender el circuito. No obstante, tras los beneficios registrados el año pasado, gracias, en parte, a la bajada de precios de las entradas, ahora las aguas se han calmado y ya no corre tanta prisa llegar a un trato. El presidente del Club de Pilotos Británicos, Derek Warwick, comenta que hay compradores que siguen interesados pero ahora ellos son los que ponen las condiciones, ya que tienen la situación algo más controlada.
Por Esther Martín
© Sutton - Nico Rosberg

En agosto de 2013 se supo que el Club de Pilotos Británicos estaba preparado para vender el circuito de Silverstone, pero tras obtener ciertos beneficios el año pasado, se encuentran más tranquilos con respecto a la venta del trazado.

El negocio ahora parece mucho más fuerte, acunado por Patrick Allen, director general del circuito, queanunció hace poco que el Gran Premio de Gran Bretaña produjo beneficios la pasada campaña, por primera vez en varios años. Esto quiere decir que el Club ahora tiene más flexibilidad para venderlo o considerar un comprador potencial.

"Los últimos cinco años han sido difíciles. No ganábamos dinero. Es por ello por lo que casi tuvimos que cerrar las puertas para sobrevivir. No éramos capaces de gastar o hacer nada. Hace 18 meses hubiéramos aceptado cualquier oferta. No hay duda de ello porque estábamos en una situación difícil y no sabíamos cómo salir de ella. Ahora no me importa si tenemos un trato o no. Seguimos hablando con dos o tres personas y les hemos dicho 'éstos son nuestros términos'. Ya no se trata de sus términos. Esto nos da un poco más de confianza, la que se necesita para negociar. Sólo podemos negociar con fuerza porque si lo hacemos desde la debilidad, sabrán que estamos acabados. Pero esto es, finalmente un trato que necesitamos y tenemos que hacer. Tenemos muchas opciones, lo que es algo bueno", comenta Derek Warwick, presidente del Club para Autosport.

Warwick cree que la mayor parte del dinero debe ir a Allen, que llegó hace un año para cambiar la fortuna de Silverstone. El mismo optó por una agresiva estrategia de venta de entradas, junto con otras empresas y consiguió el dinero.

"Vino con una gran credibilidad. Fue además muy influyente a la hora de cambiar la imagen de la cooperativa, por lo que sabíamos, tenía un gran currículum. Sabemos que hizo un buen trabajo y nosotros no sabíamos cómo hacerlo. En los primeros días, hizo cambios de precios en las entradas, ahora no admitiría que eso estuvo mal, ha aprendido también de eso. Es un nuevo mundo para él. Pero aprende terriblemente rápido y si Patrick no lo hace bien, lo reconoce y lo arregla", añadie el británico.

Queremos saber tu opinión

Publicidad