Verstappen quiere podio este año y un buen coche en 2017

El holandés logró dos cuartos puestos la temporada pasada

Franz Tost, director deportivo de Toro Rosso, quiere que los podios sean un objetivo real en 2017. Carlos Sainz, piloto de la escudería, duda de si podrían conseguirlo. Max Verstappen, compañero del español, en cambio, aspira más alto. Cree que tras conseguir algún cuarto puesto en 2015, esta temporada es conseguir podios, es el siguiente paso.
Por Esther Martín
© Sutton - Max Verstappen

El padre de Max Verstappen, Jos, considera que su hijo no se equivoca al aspirar demasiado alto. Además, el ex piloto de Fórmula 1 ha asegurado que Max pronto estará listo para dar el siguiente paso y cambiar de equipo, porque el objetivo de ambos es pilotar en un monoplaza mejor.

"Max se ha puesto el listón muy alto, pero está bien. Está creciendo rápido. Está en Toro Rosso ahora mismo, pero creo que el año que viene estará listo para el siguiente paso. Queremos estar en un buen coche", ha señalado Jos para el periódico holandés De Telegraaf.

El podio es una de las aspiraciones para Max este año. "Ese es el objetivo final. Si hemos conseguido cuartas plazas en el primer año, el podio es el siguiente paso", ha apuntado el piloto de Toro Rosso.

Con unos adelantamientos audaces, Vertappen ha sido la sorpresa del 2015, pero la tenacidad también le ha llevado a algún problema y a una penalización en sus puntos de superlicencia. "El sistema de penalización es un poco extraño. Tengo muchos premio tras la pasada temporada, lo que significa que hice algo bien, por lo que, ¿qué queréis que haga? De todas formas, no puedo cambiarlo y no voy a cambiar mi forma de conducir", ha comentado el joven piloto. De todas formas, es posible que el de Toro Rosso no necesite ser tan audaz en 2016, ya que espera más potencia con el motor Ferrari. "¡Espero cogerles ahora en las rectas!", ha afirmado.

comment-wrapper.tpl.php

1 comentarios Iniciar sesión para comentar o votar

horder
horder

a Ferrari en 2017, su padre

a Ferrari en 2017, su padre ya se ha dejado querer...
Queremos saber tu opinión