Hembery: "En Austin tuvimos la mejor prueba en mojado en cinco años"

Ferrari, Red Bull y McLaren rodarán en Paul Ricard en condiciones de mojado para ayudar a Pirelli

En Pirelli tienen claro que deben mejorar el rendimiento de sus compuestos intermedios y de lluvia extrema. El punto de inflexión llegó en Austin, donde las lluvias torrenciales que dejó a su paso el Huracán Patricia propiciaron la mejor prueba ene estas condiciones que han tenido los italianos, y en ella comprobaron dónde debían hacer cambios. Así, la prueba que realizarán los días 25 y 26 de Enero en Paul Ricard será el primer paso hacia unos neumáticos de lluvia más competitivos.
Por Andrés Méndez
© Sutton - Valtteri Bottas durante los entrenamientos libres del GP de Estados Unidos 2015

Los aguaceros que se vieron en Austin durante el fin de semana del Gran Premio de Estados Unidos el año pasado le dieron una idea clara a Pirelli de cual tenía que ser la base del desarrollo de sus neumáticos de lluvia de cara a los test que celebrarán en Paul Ricard los días 25 y 26 de enero.

En dichas pruebas estarán presentes Red Bull (con Daniel Ricciardo y Daniil Kvyat), Ferrari (con Sebastian Vettel y Kimi Raikkonen) y McLaren (con Stoffel Vandoorne)

Desde la casa italiana señalan que la situación vivida en el Circuito de las Américas con tal cantidad de agua a lo largo del fin de semana repartida a lo largo de las sesiones, les aportó datos muy valiosos de sus neumáticos para estas condiciones y cómo mejorar su rendimiento.

"En Austin tuvimos la mejor prueba en mojado hasta la fecha en nuestros cinco años en el deporte", ha dicho Paul Hembery, director de Pirelli motorsport, a Autosport.

"Fue interesante porque sacamos información mucho más objetiva de las tandas comparación con lo que habíamos visto en el pasado, que fue información incidental. Y tuvimos tandas muy útiles porque la gente pensó que tendríamos una carrera en mojado". 

"Puede que no hayamos conseguido punto de cruce entre los neumáticos intermedios y los de lluvia extrema como nos hubiera gustado, pero hemos tenido un montón de tandas con lluvia, las cuales nos dieron una buena información sobre dónde nos gustaría hacer cambios en el futuro. La prueba en Paul Ricard ahora nos permitirá hacer las modificaciones a lo que aprendimos entonces."

En este sentido, una de las áreas en las que se van a enfocar será en mejorar el rendimiento que tienen estos neumáticos en situaciones de aquaplaning

"Vemos una gran cantidad de carreras en mojado o sesiones húmedas durante un año, pero no hemos hecho pruebas de mojado", ha señalado Hembery.

"Es un producto muy complejo para desarrollar y gestionar. Lo hemos hecho bastante bien cuando se han dado las condiciones pero, como siempre, quieres algo más. Para la prueba nos fijaremos en cómo rinde el neumático cuando hay aquaplaning porque no era (su rendimiento) el que habíamos asegurado en el pasado", ha proseguido el británico.

"Ahora tenemos una mejor comprensión de dónde deben hacerse las mejoras. Cuando tienes la información, puedes probar y actuar en consecuencia", ha concluido.

comment-wrapper.tpl.php

Publicidad