La F1, "un laboratorio de pruebas" para Renault

Así lo explica el ingeniero de esta marca, Patrice Ratti

Poco se habla últimamente en el mundo de la Fórmula 1 de algo que no sea del regreso de Renault a la categoría reina del automovilismo mundial. Entre otras razones, el grupo Renault Sport usará la tecnología punta del Gran Circo para poder aplicarla luego a sus vehículos de calle.
Por Tomás Slafer
© Sutton - Patrice Ratti y Jerome Stoll durante la presentación de Renault en París

La vuelta a la Fórmula 1 de Renault ayudará a la marca de coches de calle en ámbitos sobretodo tecnológicos, como así lo ha confirmado Patrice Ratti, ingeniero de la marca francesa desde 1981. Muchos grupos que se dedican a la venta de coches de calle usan categorías del automovilismo como la F1 como un laboratorio en el que la tecnología punta está a la orden del día, para poder aplicarlas luego en sus coches.
 
"Es relevante el hablar de que el deporte del motor sea un laboratorio de desarrollo de vehículos de calle. En Renault Sport ponemos esto en práctica cada día, no solo por la adaptación de tecnologías, sino que también por la extrapolación de los métodos y los procesos", explica Ratti.
 
"Un ejemplo de esto son los difusores de los coches de Renault Sport, que están inspirados por la tecnología de la F1. También nos inspitamos en el rally. El trabajo de los circuitos nos ayudó mucho a desarrollar los coches de calle", añade.
 
Por ello, el regreso de Renault a la máxima cateogría del automovilismo beneficia al grupo Renault en general. "Este nuevo capítulo muestra la competitividad de Renault Sport, dado que perseguimos desafíos y damos todo lo que tenemos para lograrlos. Los beneficios técnicos se catapultan hacia la marca de Renault Sport de cara al futuro y a la producción de nuevos y emocionantes coches", concluye Ratti.

Queremos saber tu opinión

Publicidad