Contacto

BMW Serie 3 2012: Lo probamos en circuito

La berlina deportiva por excelencia experimenta en su sexta generación un cambio muy profundo. Es más grande, está mejor equipado y estrena tres inéditas líneas de acabado, Sport, Modern y Luxury. Pero lo mejor, sin duda, es comprobar como ha evolucionado su comportamiento.
Por Jose Carlos Luque
BMW Serie 3 2012 -Modern-

BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport-
  • BMW Serie 3 2012
  • BMW Serie 3 2012 -Luxury-
  • BMW Serie 3 2012 -Luxury-
  • BMW Serie 3 2012 -Luxury-
  • BMW Serie 3 2012 -Sport
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Modern-
  • BMW Serie 3 2012 -Pack M-

El Serie 3 no es un BMW cualquiera, representa más del 30% del volumen de ventas de la marca muniquesa y es uno de sus coches con mayor tradición. El primer E21 data de 1975 y ya es toda una joya para los coleccionistas. Seis generaciones después, incluso nos cuesta reconocerlo cuando lo tenemos delante. El equipo de desarrollo de BMW ha realizado un trabajo profundo en el coche tratando de mejorar algunas facetas muy criticadas en el anterior E90 como la habitabilidad o el diseño interior, pero acentuando al mismo tiempo su intrínseco carácter deportivo.

Detrás de sus nuevos grupos ópticos delanteros más grandes y afilados, apreciamos un alargado capó que va ganando altura hasta la zona del parabrisas para optimizar la aerodinámica. En la parte trasera, la estética es muy similar a la del Serie 5, con líneas suaves pero una cintura muy alta y parachoques abultados para ganar presencia. La primera impresión que nos produce es que es 'mucho más coche' que antes y basta con revisar la ficha técnica para comprobar que no se trata sólo de percepción. El Serie 3 ha pasado de los 4,53 a 4,62 metros metros de largo y su batalla también ha crecido 25 milímetros hasta llegar a los 2,81 metros. Sin embargo, todo este aumento de talla no ha derivado en un coche más pesado, torpe o glotón, muy al contrario, el nuevo chasis es 45 kilogramos más ligero debido al empleo de materiales como el aluminio y el reparto de masas se ha ajustado al máximo para quedarse en un perfecto 50/50 para algunas versiones.

TODO LO NUEVO

Aunque el Serie 3 estará a la venta a partir del próximo mes de febrero, todavía BMW no ha revelado sus precios. Sabemos que la gama inicial cuenta con cuatro motorizaciones y tres acabados específicos: Modern Line, Sport Line y Luxury Line, siendo el primero el más elegante, el segundo el más deportivo y el último el más completo y lujoso, como su nombre indica. En función del acabado, hasta la llave puede tener un color distinto.

Los motores son dos gasolina y dos Diesel. Se trata de los 328i, con motor 2.0 TwinTurbo de 245 caballos y 335i, que gracias a la misma tecnología, extrae 306 caballos del bloque 3.0 de seis cilindros. Por su parte, la gama Diesel está compuesta por dos 320d. El primero, denominado EfficentDynamics Edition, limita su potencia a los 163 caballos para lograr un consumo de 4,1 l/100km, mientras que el 320d normal, de 184 caballos, requiere una media de 4,6. 

A éstos se les sumará en breve un 320i, también TwinTurbo y también con 184 caballos; los Diesel de acceso: 316d y 318d, con 116 y 143 caballos, respectivamente y, a partir del verano, el kit deportivo M y el familiar Touring. Para otoño, BMW se reserva un híbrido –ActiveHybrid– con 340 caballos y para 2013 las variantes Coupé, Cabrio y M3, del que ya os hemos venido informando.

Todos los motores pueden llevar cambio manual de seis velocidades o bien el automático ZF de ocho, con manejo desde las levas del volante.

BASTA DE TEORÍA

No cabe duda de que la puesta de largo del Serie 3 pedía a gritos un escenario especial y qué mejor que contar con una pista de F1 como la del Circuit de Cataluña. Preparada para afrontar un segundo día de pruebas de lo más intenso, primeramente pudimos tomar contacto con el 320d tanto por autovía, como por carreteras secundarias con curvas. La primera impresión fue de lo más positiva, tanto por el exquisito tacto de la dirección electromecánica, como por el selector ECO Pro, ubicado a la izquierda del cambio de marchas, permite regular la respuesta del acelerador, los frenos, la suspensión y los controles electrónicos de estabilidad y tracción en base a tres programas: ECO Pro –ahorra combustible–, Confort, Sport y Sport+, el más dinámico de todos y en el que las ayudas electrónicas son más permisivas.

Mientras adecuamos la respuesta del coche a cada tipo de circunstancia, nos sorprende positivamente el nivel de confort a bordo capaz de ofrecer este Serie 3, que pisa con mayor firmeza y sin embargo ofrece una notable agilidad en las zonas de curvas. Entramos con facilidad gracias a un eje delantero muy rígido y salimos con velocidad gracias al efecto de la tracción trasera y al buen reparto de pesos.

Pero sin duda, es en el circuito, con todas los controles electrónicos desactivados donde descubrimos lo bien compensado que está el coche. Hay que llegar muy 'colado' en curva lenta para que se vaya 'de morro' o sobrepasarse con el acelerador a la salida de las mismas para experimentar un sobreviraje importante. Además, tuve la ocasión de conducir durante bastantes vueltas tanto la versión 328i como el 320d, con acabados Sport y Modern, respectivamente y no aprecié grandes diferencias entre el comportamiento de ambos, más allá de la mayor respuesta y velocidad punta del motor de gasolina. Con ambos motores, el Serie 3 aguantaba la trazada con gran entereza y ofrecía al volante unas sensaciones de conducción muy puras. La suspensión, con montantes telescópicos y una nueva estabilizadora en el eje delantero y cinco brazos en el eje posterior, juega un papel clave mientras que el dispositivo de frenado en curvas Cornering Brake Control, nos permitía llegar a las mismas todavía frenando sin perder la trasera.

HABITABILIDAD MEJORADA

El otro punto fuerte del Serie 3 2012 es su habitabilidad. Las cotas son superiores en todas las plazas, si bien es destacable la ganancia de espacio en las traseras, en las que dos personas adultas viajarán con total comodidad y tres con espacio suficiente. En cuanto al maletero, gana 20 litros de capacidad para llegar a los 480.

Para finalizar, la dotación tecnológica del coche es completa (bien es cierto que hay que gastarse los euros, pues la mayoría son opcionales). Así el ConnectedDrive aúna multitud de tareas bajo un mismo mando, el del iDrive: asistente para aparcar, Surround View (cámaras de visión periféricas), regulación de la velocidad con el instrumento Stop and Go e indicar de la señalización (reconoce, por ejemplo, las limitaciones de velocidad y las muestra en la pantalla). Además, se puede completar el sistema con servicios de ofimática, planificador de viajes y de ocio que emplea la base de Google Maps, Bluetooth, GPS, conexión a Facebook o Twitter. Además, se perfecciona el Head-Up Display, el proyector de información en el parabrisas y se incorporar sistemas avanzados como un avisador de cambio de carril que analiza el tráfico a través de una cámara ubicada en la parte trasera.

BMW ya acepta pedidos del nuevo Serie 3, aunque las primeras unidades llegarán el próximo día 16 de febrero. Su precio base es de 29.990 euros y para quienes lo reserven antes del citado día 16, la marca incluye de forma gratuita el Paquete de Mantenimiento BMW Service Inclusive “BSI” - 4 años/100.000km. Incuye: cambio de aceite, filtros, bujías, líquido de frenos y chequeo del vehículo.


comment-wrapper.tpl.php

Publicidad