Alonso: "Esta Fórmula 1 no le gusta a nadie"

El español completa 116 vueltas en su último día de pretemporada en Barcelona

Fernando Alonso pudo acabar las dos semanas de tests confiado y con esperanzas en un futuro mejor de McLaren Honda, ya con las áreas donde más mejoras hay disponibles detectadas y en progreso. No obstante, el asturiano cargó contra la dirección del deporte al bajarse del coche.
Por Tomás Slafer (@TSlafer) Barcelona
© Sutton - Fernando Alonso

Fernando Alonso pudo dar más de 100 vueltas de fiabilidad, de nuevo, a McLaren hoy, después de conseguir el séptimo mejor tiempo del día en su última jornada de premporada, en un día donde probó hasta 5 tipos de neumáticos distintos de los siete de seco que tiene Pirelli para el test.

Justo al bajarse del coche, el asturiano no tuvo problema en dar su más sincera opinión sobre la actual Fórmula 1 y su dirección últimamente. "No le gusta a nadie esta F1, quizá solo a los Mercedes. En la reunión de pilotos vemos que no le gusta a nadie. Estamos con coches muy lentos, neumáticos que cuestan entender, presiones altísimas a día de hoy que reducen las prestaciones, y como es lo mismo para todos no hay nada que decir", ha analizado Alonso.

"Es una F1 diferente y más aburrida para conducir y para el espectador, porque las audiencias no engañan y no paran de bajar. Y cuando hay algo simple y fácil de entender, lo intentan cambiar, como la calificación. Es un poco un contra sentido a veces y ojalá que encontremos la dirección justa para el deporte", ha añadido en la rueda de prensa posterior a los test.

Pero en una vista más local centrada en McLaren, sin saber en qué posición estarán en Australia o el resto de la temporada, Alonso considera que es la dirección adecuada y que todo es positivo en Woking después de un duro 2015.

"Las sensacion es positiva. Es buena por el trabajo y las mejoras del equipo durante invierno. Sobre todo en fiabilidad, ya que hemos superado los problemas del pasado año tanto en pretemporada como en temporada", ha afirmado.

"Queremos empezar y ver en qué posición estamos. Ojalá pudiésemos saber en qué puesto estamos todos, pero las impresiones cambian con los días y queremos llegar a Australia con condiciones iguales para todos y ver en qué posición estamos: si el 17, el 11 o 5º. Y a partir de ahí esperamos una cosa u otra para la temporada. En general, estemos en la posición que estemos, va a ser una temporada donde podremos mejorar mucho más y desbloquear mucho más, cosa que en 2015 no pudimos hacer por el diseño del coche, la unidad de potencia o la fiabilidad", ha comentado el bicampeón del mundo español.

Sea como fuere, será mejor posición que en 2015, y por lo menos esta temporada en McLaren no tienen la certeza de que abandonarán sí o sí en muchas de las pruebas. Además, en la legendaria escudería británica saben ya en qué pueden mejorar más.

"En 2015, el 70% de las carreras salíamos sabiendo que íbamos a tener un problema. No en qué vuelta lo íbamos a tener, pero sí que aparecería y eso fue muy duro. Por tanto ha habido cambios de diseño y filosofía totales y muy grandes, así que ha habido curiosidad para ver si la práctica era igual que la teoría. Por ese lado estoy contento, porque no hemos tenido problemas grandes en la pretemporada de fiabilidad, a menos en la unidad de potencia. En cuanto a prestaciones todavía nos faltan algunos caballos por recuperar y ojalá los podamos desbloquear durante el año porque ha sido una pretemporada muy corta. Sin fiabilidad y sin poder cambiar el diseño base del motor, podíamos mejorar solo dando pasitos y creo que este año podemos dar pasotes", ha analizado ironizando Alonso.

De cara ya a la temporada de 2016 que se dará por comenzada dentro de dos semanas cuando el Gran Circo desembarque en Australia, hay espacio para mejora tanto en la unidad de potencia como en el chasis, sobre todo el parte trasera del MP4-31.

"Al chasis le falta agarre y carga aerodinámica… Nos faltan los alerones grandes y de máxima carga, pero todavía no se han hecho porque en las primeras carreras se rueda con menos carga. Quizá en la parte trasera hay mucho por descubrir, porque tenemos una suspensión totalmente nueva, un concepto totalmente nuevo que tenían los otros equipos, pero nosotros íbamos con una híbrida antigua de hace dos años, por tanto este año tenemos una suspensión totalmente nueva para nosotros y en las próximas semanas, cuando entendamos bien cómo funciona, vamos a encontrar más agarre", ha detallado Alonso.

El otro punto álgido de este 2016 son los neumáticos Pirelli. Los italianos han rediseñado la estructura base y son un poco distintos a 2015. Algunos pilotos como Lewis Hamilton, y ahora Alonso, han manifestado su descontento por el cambio.

"La verdad es que ha habido diferentes sensaciones con los neumáticos. El año pasado en la primera semana había entre siete y ocho décimas entre compuestos, pero esta semana ha habido un poco menos y son los mismos neumáticos. Depende mucho de las condiciones del momento", ha finalizado.

comment-wrapper.tpl.php

Publicidad