Heikki Kovalainen

Caterham

Heikki Kovalainen
Finlandia Finlandia
Suomussalmi
19-10-1981
66 kg
172 cm
2007
Renault
Web oficial  

Trayectoria en F1

Año Dorsal Equipo Motor Neumáticos Chasis Pos. Vic. Poles V.R. Ptos. GPs
2012 20 Caterham Renault Pirelli CT01 22 - - - - 20
2011 20 Team Lotus Renault Pirelli T128 22 - - - - 19
2010 19 Team Lotus Cosworth Bridgestone T127 20 - - - - 19
2009 2 McLaren Mercedes Bridgestone MP4-24 12 - - - 22 17
2008 23 McLaren Mercedes Bridgestone MP4-23 7 1 1 2 53 18
2007 4 Renault Renault Bridgestone R27 7 - - - 30 17
1 2 3 4 5 6 1 1 2 105 110

Totales

110
1
2
105
1

Últimas noticias de Heikki Kovalainen

La carrera de Kovalainen está acabada, según Toni Vilander
La actuación del finés en las dos últimas carreras de 2013 junto a Lotus le han enterrado

La carrera de Kovalainen está acabada, según Toni Vilander

En vistas de que las nuevas esperanzas de Kovalainen por recuperar un asiento en un Fórmula 1 esta temporada han quedado anuladas, la carrera de ...
El rendimiento de Kovalainen con Lotus, clave para no estar con Caterham en 2014
Fernandes cree que la clave del éxito consiste en saber tomar decisiones en frío

El rendimiento de Kovalainen con Lotus, clave para no estar con Caterham en 2014

El dueño de Caterham, Tony Fernandes, sostiene que el hecho de que Heikki Kovalainen no sumase ningún punto con Lotus mientras sustituía a Kimi ...
Davide Valsecchi, en busca de asiento para 2014
Su incomodidad en Lotus le ha llevado a buscar una plaza en otras categorías

Davide Valsecchi, en busca de asiento para 2014

El piloto reserva de Lotus, Davide Valsecchi, ha mostrado su descontento con el equipo por la falta de oportunidades que le han dado esta ...
Todas las noticias de Heikki Kovalainen

Biografía breve

2013

Tras no poder mantener su asiento para la temporada 2013, Heikki Kovalainen se quedó sin volante para el nuevo año en la Fórmula 1 y relegado, así, de competir en la categoría reina del automovilismo. No obstante, antes del Gran Premio de Bahréin, Caterham confirmó una reestructuración interna que afectaba a sus pilotos reserva e incorporaba el regreso del finlandés.

De tal modo, el piloto de Suomussalmi se convertía en nuevo piloto reserva de la escudería de Leafield y, además, tendrá la oportunidad de pilotar en los Libres 1 de la prueba en Sakhir y en el Gran Premio de España. Kovalainen vuelve al equipo dirigido por Cyril Abiteboul en un intento de mejorar la actuación del CT03 gracias a la experiencia del piloto y a ayudar a la formación a recuperar la distancia en la parrilla de salida.

2012 (Caterham; 22º, 0 puntos)

En su tercer año en Caterham (anteriormente Team Lotus), las aspiraciones de Heikki Kovalainen eran las de puntuar y conseguir los primeros puntos en la historia del equipo y romper, así, la sequía de dos temporadas sin sumar un guarismo a su casillero. Aunque estuvo cerca en más de una ocasión, finalizó 13º en Mónaco y Abu Dhabi, no pudo lograr su objetivo pese a contar con un monoplaza más competitivo que en los dos años anteriores.

Sin embargo, la superioridad del CT01 frente al MR01 de Marussia y al F112 de HRT volvió a situar a Caterham como el mejor de los nuevos equipos pero Kovalainen se vio superado por su compañero, Vitaly Petrov, y los dos pilotos de la formación de Banbury.

La temporada 2012 fue mejor para el finlandés en términos de fiabilidad y estabilidad en las clasificaciones de los Grandes Premios. En 20 pruebas, sólo abandonó en una ocasión, el Gran Premio de Australia, debido a un problema en la suspensión delantera izquierda que causaba desequilibrio en su monoplaza. Además de finalizar 13º en dos ocasiones, también cruzó la recta de meta en la 14ª y 15ª posición en tres y dos carreras respectivamente. Más allá de los resultados del domingo, entró tres ocasiones a la Q2 de la sesión de calificación para marcar el 16º mejor tiempo.

Su actuación en pista para remontar posiciones y tratar de luchar por los puntos le hizo preguntarse en más de una ocasión si su objetivo no sería más una fantasía que un propósito alcanzable. Así, Kovalainen recordó sus años en Renault y McLaren y afirmó públicamente que su meta era "volver a las primeras posiciones" y que quería volver "a luchar por los puntos". Aunque no pudo lograrlo en 2012 a pesar de estar cerca, el finlandés demostró que se merece continuar en la Fórmula 1.

2011
Una temporada más, Heikki Kovalainen volvió a marcar la referencia prestacional del T128. Sin embargo, el finlandés volvió a quedarse sin un solo punto de que presumir. El conjunto anglo-malayo hizo cuanto pudo para evolucionar el monoplaza, aunque cerró el año sin merodear, ni siquiera de rebote, las diez primeras posiciones, objetivo marcado por la dirección técnica en invierno.

El piloto finlandés finalizó en tres ocasiones en 13ª posición (Australia, Mónaco e Italia), los mejores resultados de un Lotus en todo el año, responsables de situarles en décima plaza del mundial de constructores, de nuevo por delante de HRT y Marussia-Virgin. En clasificación, Heikki se coló en hasta cinco ocasiones en la Q2, un hito importante para la escudería. En la comparativa con su compañero, Jarno Trulli, Heikki estuvo siempre mucho más regular y consistente en todos los apartados, lo que le colocó en cabeza de la tercera mitad del pelotón, integrada todavía por los nuevos equipos surgidos en 2009 y que siguen sin franquear la barrera de la décima plaza.

2010
Tras salir de McLaren, equipo en el que pilotaba desde 2008, Heikki se unió al recién creado Team Lotus. A pesar de su escaso potencial, el piloto finés se mostró muy contento con los resultados obtenidos, logrando finalizar trece carreras. Su mejor resultado fue el 12º en el Gran Premio de Japón, que a la postre le valió a su equipo para finalizar en la décima posición del mundial de constructores, al tratarse de la mejor posición obtenida por un piloto de los tres equipos nuevos. En clasificación, su mejor resultado fue el 15º lugar cosechado en Sepang. Kovalainen finalizó la temporada en 21ª posición del mundial, aunque sin puntos en su casillero.

2009
El piloto finlandés vivió en 2009, posiblemente, su peor año desde que aterrizara en la F1 en 2007. Heikki Kovalainen se encontró con un coche deficiente, el MP4-24, muy poco competitivo en la primera fase de la temporada, donde sufrió severas dificultades aun para sortear la Q1 en muchos circuitos. Sus actuaciones tampoco fueron estelares y el crédito se le fue agotando carrera a carrera. Incluso hubo rumores de sustitución mediada la temporada. A final de año, McLaren decidió reemplazarle por el flamante campeón del mundo, Jenson Button, forzando al finés a emprender un nuevo camino en la nueva escudería Lotus F1 Racing.

Kovalainen comenzó mal la temporada, al no lograr puntuar en Melbourne y Sepang. Sus primeros puntos llegaron en China, donde logró un meritorio quinto puesto. Después inició su particular travesía por el desierto desde Sakhir hasta Silverstone, cinco pruebas que mantuvieron su casillero inamovible. En Nurburgring volvió a puntuar con un octavo puesto, tónica que mantuvo en Hungría, donde acabó quinto, y Valencia, GP que finalizó en cuarto lugar. En las dos carreras siguientes, Spa y Monza, atravesó la bandera a cuadros en sexto lugar. 

Su racha de puntos siguió en Singapur, donde fue séptimo, y se quebró en Suzuka por un toque con Giancarlo Fisichella  que le rezagó al undécimo lugar. En Interlagos rozó el top ocho, aunque una penalización de 25 segundos por llevarse la manguera de gasolina y rociar a Kimi Raikkonen acabó rezagándole a la duodécima posición. La última prueba del Mundial, celebrada en Abu Dhabi sintetiza muy bien la temporada de Heikki. Penalizado con cinco plazas en parrilla tras la sustitución de su caja de cambios, Kovalainen remonta desde la 18ª a la 11ª posición, de nuevo lejos de los puntos.

El finés cierra su tercera campaña en la categoría reina, la última en la escudería británica, con 22 puntos y la 18ª plaza en el mundial de pilotos.

2008
Tras su formación al amparo de Renault, Heikki Kovalainen dio el salto a McLaren en 2008 para estrenarse como compañero de Lewis Hamilton.

Autor de mejores registros que el inglés durante la pretemporada, cuando llegó la hora de la verdad, Heikki no se mostró muy centrado. Aseguró en marzo que su prioridad era adaptarse al coche, y que los verdaderos resultados tardarían en aparecer, incluida su inmersión en la lucha por las pole position. En Australia dio una de cal y otra de arena. Aprovechó las salidas del coche de seguridad y las paradas en boxes de su compañero para ponerse al mando y, pese a que su ritmo fue más o menos bueno, el finlandés no fue capaz de seguir el ritmo de Hamilton. Varios errores propios y de motor le apartaron del podio. El más flagrante de ellos llegó cuando pulsó el limitador de velocidad tras adelantar a Fernando Alonso, circunstancia aprovechada por el español para relegarle a la quinta plaza final.

En la segunda prueba, celebrada en Malasia, Heikki repitió la tercera plaza en parrilla, justo por delante de Hamilton, aunque los comisarios les rezagaron cinco plazas por obstaculizar a los rivales en la sesión de clasificación. Al día siguiente, Kovalainen logró el segundo podio de su carrera deportiva tras una fulgurante remontada.

Heikki acabó en quinto lugar el GP de Bahréin, prueba en la que señaló la vuelta rápida. Peores noticias durante el GP de España, en el que se estrelló en la vuelta 22 cuando era líder por un fallo en la rueda delantera izquierda. Algo conmocionado tras el choque, fue trasladado al hospital, donde se mantuvo 24 horas en observación.

La suerte siguió dándole la espalda en la siguiente prueba, Turquía. Pese a salir segundo, un toque con Kimi Räikkönen le obligó a efectuar una parada imprevista en boxes que le relegó a una insípida 12ª plaza final. En Mónaco las cosas mejoraron un poco, pero de nuevo una cascada de fallos acabó minando su GP. Obligado a salir desde boxes, Heikki remontó bajo la lluvia hasta cruzar la meta en octava plaza. En Canadá se quedó a las puertas de los puntos, sinsabor compensado en Magny-Cours con una cuarta posición.

A estas alturas de la temporada, el piloto finés era sexto en la clasificación general y se vio rodeado de un incómodo runrun en el equipo referente a sus poco destacadas actuaciones. Sin embargo, en el GP de Inglaterra, Kovalainen logró ante los miembros de su escudería su primera y única pole de la temporada. Con todo, al día siguiente, fue Hamilton quien saboreó las mieles del triunfo. Kovalainen, por su parte, protagonizó hasta tres trompos que le relegaron a la quinta posición final.

La temporada estaba por entonces muy bien encarrilada por Hamilton, y Kovalainen apenas podía actuar de escudero. En Alemania volvió a saborear lo que es ponerse en primera posición, pero acabó viéndose  obligado a “dejarse adelantar” por Hamilton tras la segunda parada del inglés.

A primeros de agosto se disputó el Gran Premio de Hungría, donde llegó el momento cumbre del piloto en 2008. En el mismo escenario donde selló su renovación con McLaren para 2009, Heikki logró la primera victoria en F-1 de su palmarés. Aunque sin brillo al comienzo de la carrera, Heikki se limitó a rodar y ser espectador de los problemas de Hamilton y el agónico abandono de Felipe Massa a tres vueltas del final por rotura del motor. En el giro 68, pues, el finés se encontró con la victoria, que le convirtió en el piloto número 100 que logra ganar en la Fórmula 1.

Kovalainen salió en quinto lugar en el nuevo circuito urbano de Valencia, donde no brilló en ninguna parte, salvo cuando se alzó con el liderato provisional entre las vueltas 18 y 20. El trabajo de escudero siguió para él en Spa-Francorchamps, prueba que afrontó desde el tercer lugar de la parrilla (justo detrás de Hamilton). Su arrancada no fue buena, y posteriormente se vio envuelto en un incidente con Webber en la vuelta 10. Los comisarios lo penalizaron con un Drive Through que acabó relegándole a la décima plaza final.

El mundial volvió a remontar para Heikki en Monza, donde finalizó en segunda plaza tras el sorprendente vencedor, Sebastián Vettel. En la noche de Singapur y animado por el gran resultado anterior, el piloto finlandés no refrendó sus buenas sensaciones en los entrenamientos, y un toque con Robert Kubica le atrasó hasta el décimo lugar.

Llegamos con ello a la recta final de temporada, que arrancó con un agridulce GP de Japón, circuito que abandonó por una rotura de motor. La de China también fue una carrera para olvidar, en la que pasó de liderar provisionalmente al pelotón en la vuelta 16 a sufrir un pinchazo que le retrasó hasta acabar en la penúltima posición. En Brasil volvió a la zona de puntos, aunque su aciago domingo tan sólo le permitió acabar en séptima posición, la misma en la que se clasificó al término del mundial de pilotos. En resumen, un resultado muy modesto para la escudería en la que pilotaba, pues con Renault, un monoplaza algo más mediocre, consiguió terminar en la misma posición el año anterior.

2007
Tras un año como piloto probador de Renault, Flavio Briatore concedió a Heikki Kovalainen un volante oficial. Aunque su comienzo de temporada fue algo más que discreto, el finlandés empezó a centrarse poco a poco en el Campeonato y mejoró sus resultados. Consiguió la mayoría de puntos para la escudería, en detrimento de Giancarlo Fisichella.

Con un coche aún no del todo ‘asentado’ y con mucho por mejorar, en Australia salió muy retrasado, abandonando al poco de empezar por accidente. En Malasia llegaron sus primeros puntos tras finalizar en octava plaza.

El coche necesitaba mejorar y el piloto debía aclimatarse todavía. En Bahréin mantuvo su irregular progresión, finalizando noveno. En España, al fin, llegaron más puntos con la séptima posición final a pesar de tener que parar en boxes tres veces por problemas en la manguera. Mónaco sería una  carrera para olvidar, pues debió retirarse por problemas de motor. El piloto admitió entonces sus malas clasificación y ritmo de su carrera.

En Canadá inició la remontada y superó por primera vez a su compañero de quipo para terminar en séptima posición, un puesto por delante de Fisichella. En Estados Unidos participó en todas las sesiones de calificación para hacerse con la sexta casilla de salida. Al día siguiente se colocó en cabeza de un Gran Premio por primera vez, aunque no pudo acabar más allá del quinto puesto. En Francia, sin embargo, le llegó algo de mala suerte con el toque que provoca Trulli en la salida, obligándole a abandonar cualquier lucha. Pero el Campeonato seguía y sus buenos resultados, también, y en Gran bretaña sumó un séptimo puesto más.

En el GP de Europa, celebrado en Nürburgring, ya se distanció en la clasificación de los tiempos de Fisichella. Al día siguiente fue autor de una muy buena carrera a pesar de la estrategia del quipo y las condiciones de lluvia. En Hungría, donde no fue del todo consistente durante el fin de semana, consiguió otro punto más.

Aunque hizo alguna ‘escapada’ por la hierba en Turquía, se hizo con la séptima posición de salida. Consolidada esta parte del pelotón como su plaza ‘reservada’ en cada carrera, una vez más, el piloto finlandés se situó en cabeza de carrera en la vuelta 19 y escaló puestos en su ranking de mejores resultados. El coche no daba para más, y termina sexto, adelantando por fin a Fisichella en la clasificación general del mundial. Briatore comparó el rendimiento del piloto y el coche con el de los BMW. Heikki vivía una gran racha de puntos, y su regularidad y adaptación al coche le convirtieron en un piloto más a tener en cuenta para cada carrera. Tanto es así que Kubica llegó a echarle del asfalto en una lucha. Aún así, terminó séptimo, pero el resultado pudo ser mejor, pues también falló la estrategia de Briatore. En Spa no fueron demasiado bien las cosas. El piloto no se sintió cómodo con la carga que llevaba ni con los tiempos que marcaba (sólo realizó una parada). Aún así, arañó un punto más.

En la recta final del campeonato, iniciada en Japón, Kovalainen estaba muy por encima de su compañero. Aunque en esta carrera las clasificaciones no fueron muy bien para ninguno de los dos, una vez más, Heikki mostró sus buenas dotes de pilotaje en una carrera de locos con lluvia y multitud de accidentes. La recompensa llegó en forma de un impresionante segundo puesto, el primer podio conseguido en su carrera en la Fórmula 1. Fue un gran día para el piloto en 2007 y para Renault, pues se trató del único podio que lograría la escudería en todo el año. En las dos últimas pruebas no se mantuvo la racha, y Kovalainen tuvo que conformarse con un noveno puesto en China y la retirada en Brasil por accidente. Sin embargo, estas dos lagunas no empañaron su gran actuación, con un total de once carreras dentro de los puntos. Heikki finalizó en la séptima posición del mundial, con 30 puntos, nueve más que su compañero.

Palmarés previo a la F-1

2006: piloto de pruebas y reserva de Renault
2005: GP2 Series con Arden (2º, 105 puntos: 5 victorias, 2 poles y 1 vuelta rápida); piloto de pruebas y reserva de Renault.

2004: Formula Nissan World Series, campeón (Pons Racing: 184 puntos, 6 victorias, 9 poles y 8 vueltas rápidas). Piloto de pruebas de Renault. Test en Vallelunga con Minardi

2003: Formula Nissan World Series, 2º. (Gabord Competición: 131 puntos, 1 victoria, 3 poles y 1 vuelta rápida).
2002: Formula 3 Británica, 3º. (Fortec Motorsport: 256 puntos, 5 victorias, 2 poles y 2 vueltas rápidas). GP Macao F-3, 2º  (Fortec Motorsport), y Masters F3 Zandvoort, 4º (Fortec Motorsport).

2001: Formula Renault Británica, 4º (Fortec Motorsport: 243 puntos, 2 victorias, 2 poles y 3 vueltas rápidas). GP Macao F-3, 8º (Fortec Motorsport)

2000: Karting: Campeonato Finlandés de Fórmula A, 2º; Masters Karting París Bercy, 1º; piloto de karting del año en Finlandia.
1999: Karting: Campeonato Finlandés de Fórmula A, 2º