Manor echa el cierre tras no encontrar un comprador

La búsqueda de un inversor ha fracasado y solo un milagro puede salvar el futuro del equipo de Banbury.
Por Sofía Tera
©Sutton

Manor Racing tiene los días contados en la Fórmula 1. El equipo de Banbury ha fracasado a la hora de encontrar un comprador que asegurara el futuro financiero de la escudería y solo un milagro de última hora podría salvar a la estructura del cierre definitivo.

El equipo entró en proceso de administración a principios de mes y su única esperanza era encontrar un inversor en una búsqueda a contrarreloj para estar en la parrilla del Gran Premio de Australia. Finalmente, Manor no ha podido llegar a un acuerdo con ningún comprador interesado y todos los trabajadores han recibido la orden de regresar a sus hogares, aunque recibirán sus salarios correspondientes al mes de enero el próximo jueves.

FRP Advisory, la empresa administradora que ha gestionado el equipo durante las últimas semanas, ha lanzado un comunicado informando sobre la decisión del cierre del equipo. “Durante los últimos meses, el personal de equipo ha trabajado sin descanso para encontrar un inversor que asegure la continuidad del equipo a largo plazo. Desgraciadamente, fueron incapaces de lograrlo en el tiempo disponible y no quedó otra alternativa que poner a JRSL en administración para proteger los intereses del negocio y tratar de encontrar un comprador”.

Desde comienzos de mes, los administradores han seguido trabajando para tratar de encontrar un nuevo inversor. Durante ese periodo, se encontró respaldo económico para pagar todos los salarios del equipo hasta el 31 de enero de 2017. Desgraciadamente, no se ha encontrado el apoyo necesario para que el equipo continúe en su forma actual. Sin una estructura financiera sostenible que mantenga en su lugar al grupo, los administradores han cesado la actividad de JRSL y enviado a todo el equipo a casa desde este mismo viernes 27 de enero. Todos los 212 trabajadores recibirán sus sueldos el 31 de enero”.

Just Racing Services (JRSL), la empresa que gestiona las operaciones de Manor, es la compañía que cesará su actividad. Manor Grand Prix Racing Ltd., la cual ostenta los derechos de competir en Fórmula 1, no está en administración concursal.

Publicidad