Contacto

Al volante del nuevo Toyota Yaris: ¡Vaya cambio!

Con 3,88 metros de largo –diez más que antes– y una distancia entre ejes superior –2,51 metros– el nuevo Yaris mejora apreciablemente su comportamiento en carretera.
Por Rodrigo Pareja/Carlos Lera
YARIS 2012

YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012
  • YARIS 2012

El nuevo modelo supone un gran avance con respecto a la versión anterior. Crece tanto en dimensiones como en habitabilidad con el fin de mejorar sus aptitudes en carretera. La mayor distancia entre ejes y la nueva puesta a punto de la suspensión enfatizan en este apartado. Aún así, gracias a un buen ángulo de giro, el Yaris es un excelente ciudadano, hábitat en el que de comporta a la perfección.

Desde el punto de vista estético los cambios son importantes. Se ha buscado una línea más dinámica y menos femenina, con el fin de llegar a un público más heterogéneo. En el interior también se aprecian cambios significativos con una renovación completa del habitáculo. Todo cambia, la instrumentación ya no está situada en el centro del salpicadero, sino delante del conductor y en su mayoría es analógica, mucho más legible y clara que en la versión anterior. La posición al volante también se ha modificado, es más equilibrada gracias en parte a unos asientos totalmente rediseñados y a la nueva situación del volante colocado de forma más vertical. Al volante la visibilidad es buena y el tacto de la dirección es óptimo para ciudad si bien puede resultar demasiado asistido para una utilización en carretera. 

Tres opciones

La gama mecánica contará inicialmente con tres propulsores ya conocidos. Los de gasolina serán el 1.0 VVT-i y el 1.33 dual VVT-i, mientras que la versión Diesel será el 1.4 D4-D.Cambian las denominaciones y pasan a denominarse Yaris 70, Yaris 100 y Yaris 100 D para la variante Diesel, aunque las cifras de potencia varían ligeramente: 1.0 de 69 caballos, 1.33 de 101 CV y 1.4 D4-D de 90 CV. Más adelante podría llegar una versión híbrida basada en el sistema HSD de Toyota, derivado del que emplean el Prius y el Auris Hybrid y del que ya se presentó como “concept car” en el pasado Salón de Ginebra (ver reportaje).

En la breve toma de contacto por carreteras danesas comprobamos la eficiencia de los motores. El bloque más pequeño destaca por su baja rumorosidad. A pesar de tratarse de un tres cilindros apenas genera vibraciones. Tiene una gran suavidad de uso y tan solo se muestra falto de potencia en las recuperaciones, donde es obligado reducir de marcha para contar con potencia suficiente. En el caso del bloque 1.33 es más capaz, aunque tiene un rendimiento inferior al D4–D, sin duda la opción más recomendable. Se muestra más lleno y con más carácter que la versión de gasolina. Según la motorización por la que optemos podemos elegir entre dos modalidades de cambios automáticos: un Multidrive por variador continuo de siete velocidades o una variante ConfortDrive de seis.

El nuevo Yaris se ofrece con tres niveles de equipamiento: Live, Active y Sport, que se pueden completar con una serie de packs específicos destinados a personalizar el acabado. Todos ellos se combinan con diez tonalidades diferentes de carrocería, seis de ellas inéditas.

Yaris tecnológico

El Toyota Touch&Go es un módulo multimedia que cuenta con un sistema de navegación que incluye opciones como cobertura de tráfico avanzada, límites de velocidad personalizables, alertas de radares de velocidad y señalización vial. Por otra parte, no solo permite elegir entre la ruta más rápida y la más corta hasta el destino, sino también la que tiene el menor impacto medioambiental. Así, por medio de un teléfono móvil compatible, a través de Bluetooth, el sistema ofrece conectividad y acceso a Google. Además, se podrá descargar –desde una página web desarrollada al efecto– diferentes aplicaciones relacionadas con el precio del carburante, previsión meteorológica o lugares de aparcamiento.  

La plataforma sobre la que se construye este nuevo modelo servirá también para producir un modelo híbrido inédito, más pequeño que el Prius, y que actualmente se encuentra en fase de pruebas (ver reportaje). En cuanto a los precios del nuevo Toyota Yaris se situarán aproximadamente entre los 10.000 euros para la versión de inicio hasta los 16.000 para la más equipada.

 


Leer también

comment-wrapper.tpl.php

2 comentarios Iniciar sesión para comentar o votar

BlueEyes
BlueEyes

Yaris HSD

Soy propietario de un Yaris D4D, y estoy encantado. El nuevo tiene muy buena pinta. Esperemos qué salga pronto el HSD con un precio más asequible qué el Prius-Auris.
Gasolino
Gasolino

Aún mejor

Si ya me gustaba este modelo, ahora que crece de largo e incorpora mejores materiales sin duda va a ser uno de los gallos de la categoría. Ahora sólo falta que saquen alguna versión deportiva de verdad, como el antiguo Yaris RS 1.5...
user-login-block.tpl.php
Queremos saber tu opinión
¡Bienvenido! Consigue aquí tu cuenta gratis para participar.