Novedad

Toyota Hilux 2012: Avance técnico (con vídeo)

El mercado de los pickup es uno de los más activos, teniendo en cuenta la pequeña cuota de mercado que tienen y los exiguos beneficios que los fabricantes obtienen de ellos… en España. Tras la aparición del Volkswagen Amarok y la renovación por completo del Mazda BT-50, ahora le toca el turno al Toyota Hilux.
Por Carlos García-Alcañiz / Jose Carlos Luque
Toyota Hilux 2012

Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012
  • Toyota Hilux 2012

Sigue emanando ‘esencia Hilux’ se mire por donde se mire. Tras más de 40 años de historia, los cambios estéticos sólo pueden ser mínimos y los tecnológicos son bienvenidos en un segemento en el que la mayoría de los modelos son veteranos, a exepción de novedades contadas como el Volkswagen Amarok o el renovado Mazda BT-50.

El Toyota Hilux 2012 seguirá a la venta en más de 135 países y llegará a España el próximo mes de octubre con precios que parten en los 23.765 euros, como vehículo de ocio con cabina sencilla y en los 21.950 euros como comercial. El líder de ventas de la categoría incorpora un frontal nuevo, con una parrilla cromada de mayores dimensiones, similar a la que monta el Toyota RAV4 y con un faldón que incorpora una toma de aireación más grande. En la zaga, los pilotos con carcasa transparente son las únicas novedades reseñables. Además, las llantas de acero de 16 pulgadas tienen un nuevo diseño y se puede optar por otras de aleación de 15’' y 17’', así como por unos nuevos retrovisores exteriores eléctricos, plegables y calefactables, con intermintentes integrados.

En el interior, una sensación de déjà vú nos invade, porque todo es conocido, aunque como ocurre en el exterior, con un nuevo envoltorio: la consola central, por ejemplo, mantiene su diseño macizo, pero buena parte de la instrumentación que acoge, como la radio y el climatizador, se reordena para hacer su uso al conductor y al copiloto más intuitivo. Todo esto se completa con nuevas tapicerías, plásticos oscurecidos y pequeños remates en color plata. Además y como opción, Toyota comercializa una pantalla táctil de 6,1 pulgadas, que se ubica en el centro de la consola y que además de proyectar la información del navegador, monitoriza las imágenes de la cámara de visión trasera. Por otro lado, el habitáculo añade un espacio de almacenaje extra en la consola del techo.

A finales de año, el Hilux estará a la venta en nuestro país

En el apartado mecánico, habrá dos motores turbodiésel que podrán configurarse con tracciones a las ruedas traseras o 4x4 y transmisiones manual o automática. Estos dos propulsores de gasóleo son ya conocidos en el Hilux, aunque revisados: el pequeño de la gama, un 2.5 D4-D de 120 caballos incrementa su caballería hasta los 150 caballos, más justos para mover sin problemas a este vehículo de más de 1.700 kilogramos sin carga.  Mientras, el tope de gama se mantiene inalterado con el 3.0 D4-D de 171 caballos que reduce sus consumos (Toyota no ha especificado cuánto) gracias a un nuevo filtro de partículas.

Podéis disfrutar de las primeras imágenes del Hilux aquí:


user-login-block.tpl.php
Queremos saber tu opinión
¡Bienvenido! Consigue aquí tu cuenta gratis para participar.